traductor

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documental Spain cartas de presentación Italian xo Dutch películas un link Russian templates google Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

15.10.16

LA CIUDAD PINTADA




Este es un viaje muy, muy especial. Descubriendo pinturas en las ciudades, una forma diferente de conocerlas.  Las pinceladas y brochazos te descubren los pensamientos, la cultura y la historia de las comunidades que viven en ellas.

Los murales que recojo aquí los he visto en dos ciudades muy famosas del norte de España: Bilbao y Vitoria, símbolos de la vanguardia y de la modernidad vasca.




Son verdaderas obras de arte que se exhiben de por vida en rincones y fachadas de viviendas y por lo general, en lugares muy transitados.

El arte urbano es una forma de expresión artística que aparece en los años 90 con trasfondos ideológicos. Mensajes de críticas y lucha social, medioambiental, crítica política o moral, en definitiva, una invitación a la reflexión. Y en los últimos años  están incluyendo hermosos matices de la cultura y la historia de la ciudad.

Es un arte que a partir de los años 2000 en adelante empieza a cobrar interés en la ciudad, aparecen muchas variantes técnicas y estéticas. Hay artistas que hacen pintadas de forma soberbia e incluso dibujos en tres dimensiones rompiendo las reglas de la gravedad. 




Los murales han sido creados para sorprender al espectador. 

La mayoría son obras de grupos de más de 100 manos llamados “brigadas de la brocha” muchos de ellos estudiantes de bellas artes o de escuela de artes y oficios que convierten paredes, muros y techos en lienzos. Artistas de nacionalidades diversas con un fin común: la expresión. 



Bilbao


Hay dos rincones pintados en esta ciudad: uno es bajo el puente de La Salve y el otro son los pórticos de los soportales de la ribera, en el casco viejo.

El gran mural bajo el puente es del año 2013 y representa el diálogo de dos mujeres, una conversación relajada en una pared de hormigón gris. Representa una manera muy particular de ver la paz. Una reflexión en torno a valores para la paz en Euskadi: diversidad, entendimiento, empatía, tolerancia y convivencia.




El fondo del mural es encaje y hay tiras de colores muy bonitas que destacan como adornos en las dos mujeres. Este trabajo ha supuesto dos meses de trabajo en un andamio pintando un millar de metros cuadrados.





Las otras pinturas murales las encontramos en otro entorno completamente diferente: están coronando los techos de soportales. Son también muy llamativos. Pasamos a una arquitectura más vieja, pórticos con estilo neoclásico isabelino. Recorren parte de la ribera frente al mercado. Cuando paseas por ellos y alzas la mirada las pinturas te sorprenden bastante. Hay estilos muy diferentes de artistas de nuevo con el guión de la sociedad vasca basado en la cultura y el deporte. 








Vitoria

En la “ciudad pintada” de Vitoria ya existe el conocido “muralismo urbano”. Hay un movimiento de expresión pública y comunitaria en torno a este arte, y se conciertan visitas para ver las pinturas del casco antiguo, que es donde se concentran la mayoría de los murales.







Junto a la vieja catedral nos encontramos con una fachada de una casa pintada en el 2007 llena de mantas de colores. Se le ha llamado a este mural “al hilo del tiempo”. Un guiño al pasado de este lugar. En el medievo este rincón de la ciudad fue un mercado de telas y paños. Ha sido realizado por 13 voluntarios, artistas y aficionados, que tras dos semanas de boceto y cuatro sobre el andamio, le sacaron a las 225 m2 los colores y unos cuantos miles de detalles.








El mismo tiempo se empleó para realizar otro mural llamado “el triunfo de Vitoria” realizado en 2009. Está  inspirado en un cuadro de Georges de la Tour “El tramposo” del siglo XVI. Una gran dama juega una partida de cartas con un hombre corrupto que intenta hacer trampas bajo la mirada vigilante de la sirvienta fiel de la señora.


Más al centro de la ciudad, y pintado en la misma fecha, nos encontramos con dos amantes envueltos en una gran toalla de flores bajo el cielo y las estrellas. Ni que decir lo que destaca la pintura en la fachada y sobre todo con el edificio modernista que está al lado.








En vasco Eskuz esku significa “mano a mano” y este es el titulo de dos obras que simbolizan una enorme mano de la que surgen motivos diferentes: el arte, la música y el trabajo. Dos murales que también están en casas y calles muy céntricas, uno junto al otro. Realmente son conjuntos muralísticos. Tienen una parte pintada, y otra, en la base, con una filigrana de mosaicos, piezas de cerámica, espejos y vitro gres pintados con esmalte sobre cerámica. Hay motivos y textos en varios idiomas: español, euskera, inglés, chino y árabe.








El resto del mural destaca por su mano que representa el trabajo de la tierra. Se puede ver como va creciendo una planta de tomate desde la semilla puesta en un huerto urbano hasta que sus frutos pasan a ser envasados. Como nota de interés decir que los huertos urbanos suelen ser frecuentes en la ciudad de Vitoria de ahí esta preciosa fachada.





El otro mural tiene una mano de donde surge la música, la fiesta, la  cultura popular, la del rock y del jazz.  El mosaico es tan bonito como el anterior, en éste se representa la cinta de una cassette entre títulos de canciones y otros detalles.






Este último mural es un homenaje a la mujer. Es impresionante la cara y la mirada de esta mujer ya mayor, llena de consciencia y sabiduría. Transmite paz y nobleza , de hecho se llama así: “la luz de la esperanza”. Se realizó en 2011 y representa la desigualdad y los estereotipos en la educación y la justicia (ver el detalle de la balanza equilibrada entre dos de las ventanas).





Estas pinturas han dado una autenticidad a estas dos ciudades, sobre todo a Vitoria. Felicidades a los artistas en primer lugar y a los promotores de estos proyectos artísticos!!!!!


18 comentarios:

  1. Julio Manzanas22/3/15

    Julio manzanas traigo

    Me parece una forma barata pero muy bien pensada porque por ahí hay verdaderos artistas anonimos.

    ResponderEliminar
  2. Sí realmente es una forma de conservación y de expresión, geniales los artistas que lo han hecho posible. Gracias por los comentarios.

    ResponderEliminar
  3. Tengo opiniones divididas, la idea me gusta pero algunos me resultan más estridentes de la cuenta, o los veo poco acordes con el monumento que adornan. De todos modos el arte hay que verlo in situ, suele ganar al natural. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. hola Sol, es así efectivamente estos murales cobran vida con la mirada puesta en la calle en su entorno, los motivos que han elegido, los temas, los dibujos habrán tenido un criterio de selección. El arte, la pintura, es la inspiración del artista y no todo el mundo la comprende, la entiende. Creo que este arte está hecho para sorprender tus pasos. Un abrazo

      Eliminar
  4. El arte callejero cada vez está más en boga. Algunas pinturas son increíbles.
    Gracias por compartirlas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenida Teresa, gracias por comentar, nos seguimos los pasos desde ahora. Un abrazo

      Eliminar
  5. Fantástico lugar! Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Me encanta el arte callejero, alegra las ciudades y convierte sitios comunes en hermosos lugares y hay muy buenos artistas!! Buena entrada, me gustó mucho!!

    Un abrazo

    Mafar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola MªAntonia a mi también. Sï disfruto mucho los rincones donde han quedado estos murales prendidos en fachadas para los ojos más alejados de la realidad. Un beso

      Eliminar
  7. Vitoria es una de las pocas ciudades de este país que no he visitado todavía y Bilbao ya hace muchos años que no he vuelto por allí, de manera que me he quedado muy gratamente sorprendida con este arte del graffiti callejero ... ¡Vaya artistas tan buenos que hay por allí! Me ha gustado mucho esa fachada de la casa de 2007 con las mantas y cuyo mural se conoce como “al hilo del tiempo” y también el mural de 2011 como homenaje a la mujer "la luz de la esperanza”.

    Gracias, Eme por compartir estas maravillas.

    Muchos besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vitoria es muy interesante y Bilbao es una ciudad de contrastes, es pasear entre el pasado y el futuro. Las pinturas son sorprendentes, pero Vitoria es referencia de este arte, de hecho hay una ruta para visitar los murales, que son verdaderamente fantásticos. Un beso y gracias a ti por pasarte por aquí.

      Eliminar
  8. Qué estupendo! LLenar de arte una ciudad y dar la oportunidad a artistas de que expresen su arte para ser contemplado por propios y extraños. En Melilla se está desarrollando ahora un proyecto similar llamado "Barrio de las Artes" que espero que tenga el mismo éxito.
    Un besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Macarena, síii, es genial este colorido de sus rincones. Qué bueno lo del proyecto en Melilla, ya me contarás, seguro que sí, estas iniciativas están muy bien acogidas. Un beso

      Eliminar

  9. El ARTE callejero transforma objetos cotidianos en imágenes increíbles y son juzgados por la gente común.
    Te puede gustar o no gustar, pero nunca te dejará indiferente, aunque es cierto que este tipo de cultura no siempre ha tenido mucha aceptación.
    Yo creo que son verdaderos Artistas (a veces anónimos). Me encantan! Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, compartimos la misma opinión me fascinan y sorprenden siempre, los considero otro regalo de la ciudad. Un abrazo

      Eliminar
  10. El arte callejero está hecho para tapar las paredes desnudas que ha quedado de tirar algún edificio. No es lo mismo visitar rincones de la parte viaje y que se vea una fachada desnuda ay ver una fachada pintada por
    artistas de las clases de arte y pintura, también hay pintores que han sido contratado para hacer algunos murales. Me ha encantado esta entrada , yo tengo recogidas fachadas con este arte. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Mamen, es una arte que me ha cautivado desde que la descubrí en Vitoria, allá donde voy siempre la recojo en mi cámara. Un abrazo y feliz fin de semana.

      Eliminar