30.1.16

TIEMPO DE UNA PROTESTA




Hola, hoy dejo mis viajes para escribir sobre algo que me ronda en la cabeza. Una palabra definida propiamente que se convierte en ideal para algunos y mosca cojonera para otros. Unos la persiguen y otros la condenan. Otros ni reparan en ella….

Según el diccionario una protesta “es una muestra de disconformidad, una oposición o una queja a algo” “una expresión de disgusto e insatisfacción”.

Es de esas palabras que se hacen, no se dicen; y suele hacerse bastante a menudo, en mayor o menor medida. Tal vez no se haga muy bien, con la dimensión más adecuada y el tiempo más preciso. Hasta ahí, bien, pero cuando la protesta debe exhibirse públicamente, uhmmmm,.. Quietud para muchos.

Siempre se le ha enmarcado en el aspecto social, político o religioso ¿por qué será? ¿Puede que sea porque es donde haya que modificar más situaciones a lo largo de los tiempos? Lo interesante es cuando la protesta pasa a convertirse en una virtud porque se ha hecho durante gran parte de la vida de una persona ¿o creéis que no puede llegar a serlo? Por supuesto que sí, hay muchos casos que han producido un efecto positivo, han hecho un bien a los demás.

A los que más la utilizan son llamados activistas, y en este grupo están los pacifistas.

Pintura de Kamille Corry 

Las protestas más compartidas han sido las encaminadas a mantener la paz entre las naciones. Oponerse a las guerras y otras formas de violencia. Movimientos de no violencia activa, que muchos se preguntan si han servido de algo, tal vez los que se pregunten esto no tienen muy claro que la paz comienza en tu propio interior, después se traslada a tu familia, tu entorno, ciudad, comunidad, país,….trasciende continentes, telones, muros y fronteras.

Me vienen a la cabeza Confucio, Lao-Tsé,  Francoi Marie Voltaire, Tolstoi,  Gandhi, Martin Luther King, Nelson Mandela. Encarcelados y asesinados algunos de ellos por convertir la protesta en su particular modo de vida, una virtud con la que se hacen (no creo que nazcan con ella).

Guerras que han marcado el corazón de muchos como la de Hiroshima y Nagasaki, la de Vietnam, han provocado protestas mundiales. Más cercana tenemos la guerra de Irak. La protesta contra esta guerra la hemos compartido muchos de nosotros. Y nuestro país tenía mucho que decir sobre ella. En 2003 (increíble cómo pasa el tiempo) se convocó esta protesta (en tan solo un mes) en todo el mundo a través de internet y SMS (internet, tiene un papel fundamental para hacer oír una protesta y el tiempo es su mejor aliado). En España, en Gran Bretaña, EEUU, Portugal, Italia, no sirvió la protesta para parar la guerra de Irak, pero ayudó para vapulear a los gobiernos existentes en este momento. Más reciente es la protesta de los países árabes desde 2010 a 2013, la conocida como "La primavera de los países árabes" donde gobiernos fueron derrocados y en otros casos como el de Siria, la protesta ha desencadenado en una guerra civil que aún perdura ¿qué pasa que para este país no hay una alianza pacífica? ¿no hay protesta en contra de esta guerra?



Pintura de David Walker

El 26 de enero de 2016, apenas cuatro días, murió una mujer anónima para mucha gente. Se llamaba Conchita Martín Picciotto una española nacionalizada en EEUU. La consideran como la persona que ha mantenido la protesta política más larga en EEUU. Comenzó en 1981 y hasta 2013 (que se dice pronto) protestó frente a la Casa Blanca día y noche, verano e invierno, contra el armamento nuclear, contra la guerra. Ya hubo otras mujeres que abanderaron la paz y el no a la guerra en este frente de la residencia presidencial estadounidense. El 10 de enero de 1917 sufragistas se comenzaron a concentrar diariamente en protesta por el derecho al voto. En 1918 se consigue este derecho.

sufragistas USA

Volviendo a Conchita (aprovecho para contar algo más de ella) su historia comienza con la pérdida de la tutela de su hija y después es cuando arremete cartel en mano, voz y grito, contra la política militar norteamericana. Tenía montada una tienda refugio en la Avenida Pennsylvania, de la que había sido desalojada ya en los últimos años. Una tienda, bueno un hábitat particular de sombrilla y plásticos con un gran despliegue de pancartas. Era lo que llaman ahora “una sin techo”. Una protesta dramática, de reivindicación personal, de una paz, la del mundo y la suya propia. Nace en Vigo en 1945, emigra a Nueva York en 1960. Trabajó de recepcionista en la embajada de España y se casó con un italiano nacionalizado americano. Adoptan a Olga, su hija, en Buenos Aires, en tiempos que golpeaban los militares este país. Las circunstancias personales hacen que Conchita pierda su hija en 1974 con su divorcio y que sea internada en un psiquiátrico,… algo de su verdad le ha restado neuronas a su débil mente. 

Conchita Martín frente a la Casa Blanca
Esta protesta ha hipotecado parte de la vida de esta mujer española como, estoy segura, lo habrá hecho en otras muchas. En algún lugar de la vida la protesta ha estado presente, en la mía, en la tuya, puede que en un instante, en cuestión de horas o de meses o añosEs importante recordar el tiempo de la protesta, parte de ella nos da libertad.

Para terminar me viene a la cabeza palabras, frases y estrofas de canciones:

Nina Simone: “Ain´t got no I got life” “tengo la vida, tengo mi libertad”

Bon Jovi : “it´s my life”

“Y yo no voy a ser solo una cara entre la multitud,
vas a escuchar mi voz cuando grite bien alto.
Es mi vida,
es ahora o nunca,
no voy a vivir para siempre
Mi corazón es como una autopista sin peaje,
como dijo Frankie (Sinatra): "Lo hice a mi manera"
no te doblegues, no te rindas.
Es mi vida”

Conchita Martín 1962
Yip Harburg: “Somewhere over the rainbow” (conocida en el Mago de Oz)

“En algún lugar por encima del arco iris
Y los sueños sobre los que soñaste,
los sueños se hacen realidad,
Donde los problemas se deshacen como gotas de limón”



(La creación que he elegido de cabecera, el ojo con el dibujo del pintor, es de Lucas Levitan)